domingo, 2 de enero de 2011

Nada

Foto: Srta. Insomnio.


Ahí me encontraba yo reflexionando sin saber bien qué decir. Clavaba sus ojos en todas partes, pero sobre todo en el lado derecho de mi cara tapada mayormente por mi maldito flequillo y en mis manos agarrando aquel vaso... esperando una maldita respuesta. Como siempre, tardé en contestar, y encima mal. No lo sé, dije. Y dejó caer su espalda contra la pared rugosa de aquel bar irlandés donde solía ir con otras personas. ¿No lo sé? ¿Qué me pasa? ¿Soy imbécil? Tanto tiempo, tantas caras largas, tantos momentos patéticos y mensajes sin respuestas, tantas dedicatorias estúpidas e insulsas, tantas dudas, tantas esperas infructíferas hasta el momento en que por fin estaba ahí y contesto que 'no lo sé'. No. Yo lo que quería decirte es que después de tanto y tanto tiempo acudiendo a abrazos forzados y miradas vacías por fin encontré una llena de cosas que ver y que, probablemente, seas mi persona favorita a día de hoy.

Eso quería decir. Pero no. Como siempre, que no digo nada de nada. 

3 comentarios:

  1. Dilo en voz alta, a la cara y mirando a los ojos. Merece la pena.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  2. El segundo (intento de) post me lo guardo de recuerdo... Gracias.

    ResponderEliminar